Alain Badiou cambia de casa (editorial)

”Ouvertures” es la nueva colección que presenta la editorial Fayard para la nueva temporada y las siguientes. Su presupuesto no deja lugar a dudas: “délimiter la philosophie en explorant ses bords”. Para esa andadura cuenta con Alain Badiou, que compartirá la dirección con Barbara Cassin. Ninguno necesita presentación: ella es especialista en flosofía griega y autora de un célebre Vocabulario europeo de las filosofías (Seuil, 2004). Les recomiendo una entrevista que realizó el suplemento de Clarín; él ha sido uno de los discípulos de Althusser, está en la izquierda de la izquierda (según dice el pensamiento oficial)  y debe buena parte de su fama a El ser y el acontecimiento (1988). También pueden acceder a una de sus entrevistas. Ambos, además, han sacudido la siempre movida escena editorial francesa, porque este viaje supone abandonar  Seuil, donde dirigían una respetada colección: “L’Ordre philosophique”, además de  impulsar otra de bolsillo: “Points”.  Con ello, Fayard desmiente con hechos los rumores que insistían en que la casa iba a abandonar la sección de humanidades, algo que tomó cuerpo con la salida de Olivier Bétourné  rumbo a Albin Michel hace ahora poco más de un año.

 badiou.jpg

Todo lo anterior ocurre en medio de una gran polémica. Por un lado,  la que ha provocado la aparición del volumen   Une querelle avec Alain Badiou, philosophe (Gallimard), en el que   Eric Marty relata la relación de Badiou con la  siempre peliaguda  cuestión judía.  Por otro lado, resulta  que Seuil se negó a que  a “L’Ordre philosophique”  publicara un texto sobre fenomenología de François Wahl, un autor habitual en la casa. Barbara Cassin lo explica del siguiente modo :  “Le refus de publier François Wahl nous a désarçonnés, Alain Badiou et moi-même, mais cela faisait déjà un moment que nous ne savions plus exactement quel était notre place au Seuil. La notion même de “collection” s’estompait. Quand nous avons voulu la réorganiser, cela n’a guère suscité l’enthousiasme. L’idée de publier des oeuvres complètes, par exemple celles de Levinas, n’était plus envisageable. Le contexte a changé, on a connu la maison moins comptable à court terme, plus ouverte, plus patrimoniale”.  Pues eso, que François Wahl ha abierto “Ouvertures”. 

Anuncios